jueves, 29 de septiembre de 2016

La bella durmiente


'Van Helsing' se ha convertido en la primera serie de la cadena SyFy que he empezado a ver. No por nada, sino porque la figura del cazador de vampiros me gusta y que SyFy le diese ese cambio de sexo al personaje despertó mi curiosidad.

La presentación de la serie se produce con sus dos primeros capítulos: el primero es bastante la nada, insulso como pocos y la verdad es que poco atractivo. Es el segundo el que resulta más interesante, si bien porque ayuda a conocer el por qué y el cómo de la situación en la que se encuentran los personajes, sin desvelar el misterio en torno a Vanessa (Kelly Overton; 'True Blood', 'Legends'), la Van Helsing del título. El único dato que tenemos de ella es que su sangre es capaz de convertir a un vampiro en ser humano de nuevo y que tiene la capacidad para curar sus heridas. ¿Son estas circunstancias las que le convierten en la humana salvadora? Desconocemos por qué ha pasado los últimos tres años muerta sin estarlo en realidad (¿la mordedura de un vampiro le hace dormir y la mordedura de un vampiro le despierta?) y el por qué de su condición. Eso sí, sabemos que Vanessa tiene una hija, Dylan (Hannah Cheramy), a la que vio por última vez cuando fue atacada por un vampiro (tres años atrás).


¿Qué pasó hace tres años (estamos en 2019)? Un volcán entró en erupción a la vez que en diferentes ciudades de EEUU se produjo un brote viral, lo que dio lugar al Alzamiento. Este virus parece ser el responsable de la propagación del vampirismo, aunque es cierto que en el segundo episodio, y antes de conocer que el volcán había vuelto a la vida, conocimos a un grupo de vampiros, lo que quiere decir que vampiros ha habido siempre, lo que pasa es que ahora dominan las calles. Estos vampiros, además, conocían la existencia de Vanessa, sabiendo que su sangre tenía el poder de revertir su situación. Durante todo este tiempo el cuerpo de Vanessa ha sido protegido por Axel (Jonathan Scarfe; 'Raising the Bar', 'Hell on Wheels'), un marine que además se ha encargado de cuidar/vigilar a Doc (Rukiya Bernard), la doctora que puede ayudar a desvelar la realidad en torno a Vanessa. Digo vigilar porque Doc fue mordida por un vampiro y está ahora transformada, pero Axel decidió no matarle y le tiene encerrada y alimentándole de su sangre.

Entre el resto de personajes tenemos a supervivientes de este peculiar apocalipsis: Sam (Christopher Heyerdahl; 'Hell on Wheels', 'Sanctuary'), un sordo con tremendo sentido de la supervivencia; John (David Cubitt; 'Medium'), que busca a su mujer y Susan (Hilary Jardine), Mohamad (Trezzo Mahoro) y Nicole (Alison Wandzura), de los que sabemos bien poco. Y además tenemos a Ted (Tim Guinee; 'The Good Wife', 'Hell on Wheels'), compañero marine de Axel pero que tiene su propia agenda con Vanessa, ("Si entendieras lo que me hicieron, lo que me hicieron por dentro, sabrías por qué me la estoy llevando de vuelta") y a Flesh (Vincent Gale; 'Bates Motel'), el vampiro que regresa como ser humano después de probar la sangre de Vanessa.


¿Qué tiene que ver con todo esto el asesor del Pentágono? ¿Qué papel juegan en la historia los vampiros que conocieron la existencia de Vanessa en 2016? ¿De qué embarazos habla el doctor y para qué los quieren? ¿Está Ted relacionado con ellos? 'Van Helsing' es una serie más, de momento no tiene nada que le haga especial. Espero que no tardemos mucho en descubrir quién es realmente Vanessa y que le veamos en acción junto a Axel. Lo que está claro es que no tardará nada en dar su sangre a Doc para que vuelva a ser un ser humano y así continuar con su investigación.