martes, 30 de septiembre de 2014

Let's take a selfie!


Esta noche la ABC estrena 'Selfie', una de sus nuevas comedias para la noche de los martes. La cadena colgó el Piloto en Internet en verano, por eso hoy toca ir de avanzadilla con respecto a la serie, que es creación de Emily Kapnek ('Suburgatory').

'Selfie' cuenta la historia de Eliza Dooley (Karen Gillan), una joven que trabaja en el departamento de ventas de una empresa farmacéutica y cuya vida gira en torno a su popularidad en las redes sociales. El pan de cada día de muchos. El problema de Eliza está en que, aunque es una estrella virtual, en la vida real está prácticamente sola; es egoísta y los problemas de los demás no le importan en absoluto. Por eso, después de ser consciente de su situación ("Cuando Siri es la única persona que esta para ti te das cuenta que ser añadida como amiga no es lo mismo que tener amigos") y de sufrir un incidente durante un vuelo, decide ponerse en manos de Henry (John Cho), el mejor de los trabajadores de la empresa y responsable del cambio de imagen sufrido por uno de sus productos tras su fracasado lanzamiento. 

No, no es la bolsa del amuerzo
Precisamente eso es lo que Eliza quiere: pasar de ser una "adicta a la satisfacción instantánea de adulación inmerecida de un grupo de perfectos extraños a los que insistes en llamar tus 'amigos'" (tal y como le describe Henry) a una persona sociable y dispuesta a tener amistades reales. Como no podía ser de otro modo, no sólo Henry ayudará a Eliza, sino que también servirá a la inversa. Ella hará que deje de ser "un antisocial que se siente superior, sentencioso, hipercrítico, adicto al trabajo y presumido". Et, voilá, nacerá el amor.

El Piloto de 'Selfie' presenta muy bien a los dos protagonistas y la dinámica que se establecerá entre ambos. Además, ha dejado ver un amplio abanico de personajes secundarios con los que tanto Eliza como Henry interactuarán (el compañero de trabajo de Henry, la recepcionista y el presidente de la empresa o la vecina de Eliza). El problema de la serie (veremos cómo reacciona la audiencia) es que la trama daría pie a una buena rom-com para el cine y no para una temporada de (si todo va bien) 22-24 episodios que puede terminar siendo repetitiva.