martes, 10 de enero de 2012

Hank 'The King' Moody


El domingo, Showtime estrenó la quinta temporada de una de las series con las que mejor me lo paso: "Californication". La primera temporada la vi doblada en la FOX y me propuse seguirla por ese canal porque no era una serie que me hubiese enganchado de forma brutal. Pero al final, las ganas me pudieron, y la segunda la vi a ritmo americano. ¡¡Y qué bien hice!! "Californication" es una gran comedia, y tiene en Hank Moody y sus locos compañeros de aventuras a un grupo de amigos a los que se disfruta viendo semana tras semana. Si no recuerdas qué ocurrió en la cuarta temporada, te recomiendo que te pases por aquí. Si lo tienes bien fresquito en la memoria, sigue leyendo porque toca repasar lo sucedido en esta season premiere. Si no la has visto, detente.

El tiempo pasa volando. Hace ya casi tres años que Hank cogió su Porsche y se mudó a Nueva York, dejando atrás a su hija, su ex, y su mejor amigo. En este tiempo ha publicado su última novela ("Californication") y ha comenzado una relación con Carrie (Zatalie Zea)...una relación de un año a la que pone fin nada más comenzar el capítulo. Carrie no se va a quedar de brazos cruzados, y a lo largo de los 30 minutos que ha durado la season premiere, no ha dejado de estar presente a través de SMS que le ha mandado a Hank. Hasta que al final, ha quemado su apartamento. En su vuelo de vuelta a Los Ángeles, Hank conoce a Kali (Meagan Good), la novia del Apocalipsis Samurai (RZA), un ex-rapero que quiere a Hank como guionista para su primera película. El señor Moody parece otro, no se puede negar, pero sigue siendo ese canalla que tanto nos gusta.


En su ausencia, todos han rehecho sus vidas. Karen está casada con Richard (Jason Beghe); Becca está en la universidad y tiene un novio de 24 años de lo más desenfadado (Scott Michael Foster); Runkle ha llegado a su mujer número 100 a la vez que está criando a su hijo, que ya tiene dos años y medio pero que no dice ni una palabra (y que seguramente nos vaya a brindar enormes momentos esta temporada); y Marcy y Stu son pareja oficial, haciendo que ella viva su particular "Renacimiento sexual". Por lo demás, todos siguen tan locos como siempre, y yo disfrutándoles como nunca.

"Californication" está en plena forma, y sin síntomas de agotamiento. Aún así, no sé por qué, me ha dado la sensación de estar viendo la última season premiere de la serie (Hank Moody no lo quiera). Sea como sea, me encantaría celebrar el estreno de la quinta temporada con el Globo de Oro al Mejor Actor de Comedia al que opta este domingo David Duchovny. #TeamHank

1 comentario:

Morlaa dijo...

pues yo tenía también unas ganas locas de que empezara, era una de las series que mas echaba de menos, y sin embargo el primer capítulo me ha decepcionado bastante, todo me ha parecido de lo mas predecible, lo del avión, lo de Runkle con las 100 mujeres, lo de siempre con la ex y la hija,,,,nada nuevo. Espero que me sorprenda más en el siguiente, porque en 2 años todo sigue exactamente igual.

Saludos!